Alguien se lastimó en mi trabajo, qué puedo hacer?

Desafortunadamente, las lesiones en el trabajo ocurren todos los días. De hecho, más de 800.000 lesiones en el lugar de trabajo les suceden a los empleados estadounidenses cada año; algunos de ellas son lesiones de oficina, sin embargo las lesiones ocurren en cualquier clase de lugar de trabajo. La negligencia y los errores de los empleados son una de las principales causas de las lesiones en el trabajo.

Si un empleado se lesiona en su lugar de trabajo, él tiene derecho a cobrar los beneficios de la compensación para trabajadores. Si su compañero de trabajo resultó lesionado por el error de otro trabajador o de alguna otra manera, la negligencia o culpa, no es un factor en la compensación para trabajadores. El hecho de que se lesionó en el trabajo o en su oficina es lo único que importa.

Los beneficios de la compensación para trabajadores pagan los gastos médicos, gastos de bolsillo y aproximadamente dos tercios de los salarios perdidos.

Si uno de sus compañeros de trabajo resultó herido en el lugar donde usted trabaja, puede ayudarlo brindándole los primeros auxilios y contactando a un profesional médico para que pueda recibir la atención adecuada. Una vez que esté a salvo y reciba tratamiento, debe notificar a su supervisor o jefe sobre el accidente, tomar fotos de cualquier cosa que pudo haber causado el accidente y anotar los nombres de quienes pudieron haber sido testigos de lo ocurrido. Toda esta información puede ser de gran ayuda para su compañero de trabajo, ya que puede solicitar una indemnización por una lesión en el trabajo.

Cuando un compañero se lesiona en el trabajo, podría enfrentar meses de recuperación y puede ser afectado con una discapacidad permanente. La compensación para trabajadores solo paga sus facturas médicas y una parte de sus salarios perdidos hasta límites específicos. Si la lesión de su compañero de trabajo fue causada por la negligencia de otro que no sea compañero de trabajo, es posible que tenga derecho a presentar una demanda a un tercero con un abogado de lesiones personales de Queens.

A diferencia de los beneficios de la compensación para trabajadores, la demanda de su compañero de trabajo podría tratar de recuperar todos sus daños, incluidos los gastos médicos, salarios perdidos, dolor y sufrimiento y más.

Normalmente, su compañero de trabajo lesionado no puede demandar a su empleador, que es la concesión por brindar los beneficios de la compensación para trabajadores. Sin embargo, si resulta que su jefe no tiene un seguro de compensación del trabajador, entonces su compañero de trabajo podría optar por demandar a su empleador en lugar de aceptar la compensación del trabajador. Hay una serie de situaciones a considerar cuando se decide aceptar la compensación del trabajador de un empleador no asegurado o al demandarlo. Si su compañero de trabajo cree que puede tener un caso en contra de su empleador, debe comunicarse con un abogado de lesiones personales de Queens para que evalúen su situación individual.

Si usted es el empleador y alguien sufrió una lesión en la oficina, existen ciertos pasos que usted debe seguir.

Mantenga siempre el seguro de compensación para trabajadores: El seguro de compensación para trabajadores no solo protege a los empleados, sino que lo protege a usted como empleador. Al proporcionar un seguro de compensación para trabajadores, usted está protegido contra una demanda por negligencia por parte de sus empleados.

Documente la lesión: obtenga declaraciones escritas e información de contacto de cualquier persona que fue testigo del accidente.

Notifique a su compañía de seguros: envíe una notificación escrita del accidente de oficina a su compañía de seguros y hágales un seguimiento de aproximadamente 7 días después para confirmar que han recibido la demanda y obtenga el número de reclamación.

Si no se ha presentado una demanda en su contra, es posible que su compañía de seguros no tome una posición con respecto a si habrá o no cobertura. Cualquier cosa que su compañía de seguros le envíe debe mantenerse en un lugar seguro durante al menos 3 años a partir de la fecha de la lesión.

A usted se le puede entregar una citación y una queja o simplemente puede recibir una carta de un abogado de lesiones personales que le informa que se ha presentado una demanda contra usted o su empresa.

Solicite a su compañía de seguros una carta de la posición de cobertura por escrito para asegurarse de que aceptan la demanda y que aceptan defenderlo. Siga sus instrucciones.

Las lesiones en la oficina son una parte desafortunada del trabajo y es importante brindar apoyo y respuesta al compañero de trabajo lesionado.

El equipo de Greenberg & Stein ha manejado todo tipo de casos de lesiones en la oficina en la ciudad de Nueva York y estamos listos para ayudar. Si usted o un compañero de trabajo se lesionó en la oficina, no se demore en comunicarse con nosotros. Nuestro equipo tiene más de 75 años de experiencia combinada en el manejo de todo tipo de lesiones en el lugar de trabajo y puede aconsejarle sobre las opciones legales disponibles para usted después de un accidente.

Cada caso es diferente, pero nuestra empresa está dedicada a la satisfacción del cliente y ofrece un servicio personalizado, sin importar cuán grande o pequeño sea el caso. Creemos firmemente que nadie debe perder dinero debido a facturas médicas, salarios perdidos o perder oportunidades de empleo futuras debido a un accidente relacionado con el trabajo. Si usted se ha lesionado en el trabajo, hable con uno de nuestros abogados de accidentes de trabajo aquí en Greenberg & Stein para discutir si su caso podría calificar para una compensación adicional. Llámenos hoy al 888-411-3966 para programar su consulta legal gratuita.